Audition: el peligro eterno de la mosquita muerta

adt

 En el post anterior les comentaba que vi el trailer de EKUSUTE y quedé con ganas de ver una de esas películas violentas japonesas, que impresionan, que te mantienen al borde del asiento, que dan miedo y un poco de risa. A falta de extensiones asesinas, el chico del video me recomendó, sin mucho entusiasmo, Audition del director Takashi Miike que los entendidos consideran uno de los maestros más enfermos del género. Después de verla y a pesar de haber leído tantas críticas excelentes de la película, comparto el poco entusiasmo del sincero chico del video club.

La trama: un productor de películas viudo, por recomendación de un amigo, organiza una audición para encontrar una esposa que tenga las mismas características del personaje para el cual se hace el casting: buena, joven, culta y por sobre todo obediente. Demás está decir que le salió mal la jugada.

Para sacar de lado lo obvio, si disfrutan de las escenas de tortura detallistas, esas que hacen que te duela todo aunque estás sentado en casa comiendo pochoclo, no se la pierdan. Si gustan de las comedias románticas que apuntan al lagrimón fácil, también miren la primera mitad, el final es para otra cosa.

Nuevamente a falta de extensiones malditas, la anterior película que vi de cine de terror japonés fue “The Grudge” (El Grito), que no me pareció una obra maestra pero si al menos más creíble. Creo que la razón está en el argumento: El Grito parte de una leyenda milenaria que básicamente dice que donde hay una muerte violenta el alma puede quedar buscando venganza. Me parece creíble a pesar de ser ficción porque Japón tiene una cultura milenaria plagada de leyendas y tradiciones hermosas. 

La diferencia entonces sería que Audition, en vez de dedicarse al terror que es el terreno donde los japoneses son los nuevos capos indiscutidos, se dedica al drama psicológico y le incluye tortura superexplícita, una tendencia que se da en la mayoría de las películas nuevas de terror o inclusive de acción. A mi el drama psicológico no me gusta ni un poco, así sea en el cine, en la literatura o en la vida real, por eso no recomiendo la peli, aunque calculo que los fanáticos de analizar las películas según las teorías freudianas quedarán fascinados con ella. 

De Freud para acá, casi todos los “malos” de la película fueron abusados y torturados en la niñez, parece no caber otra explicación posible. Creo que en otras épocas los malos eran malos porque si, no se cuestionaban sus motivos. Eran locos, estaban sedientos de poder o mataban por venganza. En el período del gigantismo, Japón tuvo un muy buen “malo”, Godzila, que retomaba además una preocupación enorme de la época: la guerra nueclear y sus efectos. Hoy tienen extensiones asesinas, una idea que a muchos les puede sonar ridícula pero a mi me parece al menos original, en un mundo donde todo parece ya inventado y reinventado hasta el cansancio.

Hoy es necesario saber qué le pasó a los malos en su infancia para entender la película, hasta los fantasmas deben superar traumas o terminar asuntos pendientes para descansar en paz. En El Grito, la japonesa de los ojos enormes (pensé que el trauma de los japoneses con los ojos grandes era para los dibujitos animados nada más) que vuelve de la muerte para obtener venganza, en realidad mata por amor: está enamorada y no es correspondida. Si fuera por eso cuantas saldríamos a la calle con el bate de baseball!!

Asami, la protagonista femenina de Audition, por su puesto fue abusada y es el típico caso de la mosquita muerta, esas calladitas que se la dan de ingenuas y en realidad son todo lo contrario. Asami, como la chica de El Grito (como todas en definitiva), lo que quiere es que la quieran. Le pide al protagonista: Amame a mi, sólo a mi. Querida, eso es lo mismo que pedirle peras al olmo!!! Eso no existe más. Pero Asami, como toda mosquita muerta que se respete, aunque ingenua y adorable, no está dispuesta a aceptar sumisamente que no la amen sólo a ella.

En definitiva la culpa es del engañador, el viudo que llama 30 chicas bajo falsas promesas para elegir a gusto como si estuviese en una heladería. El problema fue precisamente que quería una chica obediente, sumisa y encima bonita y culta. No se dio cuenta de que eso no existe más tampoco.

A esta película no le faltaron las críticas feministas de objetivación de la mujer por el rol de Asami. Me parece que es todo lo contrario. Asami demuestra el peligro del caso típico de la mosquita muerta: no está tan muerta después de todo.  

Cualquier hombre que vea esta película y esté buscando una chica sumisa para que le lave los platos y tenga cria, se va a llevar un buen susto, quizás hasta cambie de opinión.

Más Info:

Audition en Wikipedia

2 respuestas a Audition: el peligro eterno de la mosquita muerta

  1. Martin dice:

    A la final anduve muy ocupado amoblando el depto y estudiando para los parciales
    y no tuve tiempo de buscar pelis de chinitas diabólicas, de todos modos, siguiendo con la tónica del comentario anterior: he visto que no podés evitar el tono declamatorio cada vez que contestas a uno de mis comentarios, jajaja es muy divertido, de todos modos me agrada más tu otro estilo.

    PD: En el fondo soy de la idea de que todos estamos en busca de consuelo

  2. […] info: Audition: el peligro eterno de la mosquita muertaMalditas extensiones […]

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s